sábado, marzo 27, 2010

EL AMOR ES PELIGROSO, CUIDESE...


EL AMOR
ESTA ES UNA CONSECUENCIA DEL AMOR, TENER NIETAS, BIANCA Y JULIANA, QUE LO HACEN A UNO, QUE ES UN NIÑO, ESTAR CASADO CON UNA ABUELA... SE LO DIJE, CUIDESE...
Quisiera hablar de algo muy importante... El amor. Sobre el romanticismo, la pareja, el sexo y todo eso. Pero no estoy seguro que decir. Voy a improvisar, o sea hacer algo sin tener un plan. Uno sólo tiene una vaga idea de como comenzar y de como debería seguirse. Eso es igual al amor.... Una improvisación. Una chavala ve a un chico y piensa: -¡Como me gusta ese potro...! Yo me lo llevo a a casa -Y se arregla el pelo, mira en el espejito su maquillaje, se tira para abajo un poco la mini, calcula mentalmente la mirada con la cual lo va a seducir, ni bien su supuesta víctima la mire. El potro la mira. Y la mirada serena, segura de si misma planeada por ella, sin querer se convierte en una sonrisa de oreja a oreja, desnudando su entusiasmo por el potro. Y el potro piensa: -¡Cómo me miró esa tonta...! Está enamorada de mi parecido a Banderas y debe ser fácil. Me la voy a follar.... Esta noche me la llevo a un hotel y después la dejo. Y le dice que la”ama”... Ella lo cree, lo acepta y piensa: -Si me fue tan fácil seducirlo, es porque se enamoró de mí. Mi nuevo perfume es infalible... valió la pena gastar tanto... A este si quiero, lo llevo al Civil-.
Esa noche él potro no la lleva al hotel. Se quedan en una mínima besuqueo, algún besito. Ella pensó: -Una no va a ser tan tonta de aflojarle demasiado rápido... Si los chicos te creen fácil, después te dejan.
Quiere llevarlo a la categoría de novio. Y el potro intuye mucha resistencia y no avanza mucho.
-Esta muchacha está buena y no la quise apurar de entrada -le comentó a un amigo. Nótese como ella pasa de “Esa tonta” cuando no la conocía, a “esta muchacha” después, porque ya le empezó a gustar. Esto, comenzó como improvisación: una chavala y un potro que se miraron y se gustaron y puede terminar en cualquier cosa. En un romance de poco días; en uno de meses; en ir a vivir juntos “porque nos amamos, pero no queremos presionarnos”; en un casamiento eterno o con divorcio, sin contar con todas las variantes de dramas, asesinatos y cualquiera de las salidas tan usadas en los argumentos del cine.
En cualquiera de los casos, jamás será tal cual habían pensado en como más o menos podía seguir o terminar. Este es uno de los aspectos del amor, esa, por lo general, gigantesca improvisación.
También está el amor “ajedrez”. Es una partida donde cada contrincante es experimentado y planea con enorme cuidado cada paso, desde el principio, tratando de adivinar los del otro y sorprenderlo y acorralarlo, para darle jaque mate. Por supuesto, tampoco resulta como ellos planean. El ajedrez será muy “juego ciencia”, pero es un juego de competición, donde uno gana y el otro pierde. A veces hay empate, pero no es lo planeado por los contendientes. Por lo general, si ella gana, se comienza a jugar en un Registro Civil y el partido dura mucho, hasta que la muerte o el divorcio lo termine. Si él gana, casi siempre se juega en hoteles y es de corta duración. Cuando es tablas, finaliza muchos años después, casi siempre previo nacimiento de hijos y hasta nietos. -Uno no ganó, pero hizo concesiones muy importantes, mucho más que el otro -es lo pensado por ambos contrincantes. -Pero valió la pena, porque nos amamos -declaran.
Hablo del amor como de un juego... Como son juegos las muñecas o el fútbol. Y lo es… misterioso, con reglas secretas y muchas parecen o son absurdas, como suele parecer y ser todo en la vida.
Cuando nos enamoramos, debería haber carteles para prevenirnos, más o menos así: “La vida no se hace responsable de las víctimas del juego del amor, habiendo otros juegos menos peligrosos, como el box, los toros, la lucha libre, el aladeltismo, el paracaidismo en caída libre o el automovilismo de la fórmula uno”. El amor tiene algo de estos deportes. Hay golpes como en el box; sangre y muerte como en los toros; tremendos caídas y apretujones, inclusive entre más de dos, como en la lucha libre -aquí entran suegros, cuñados, hijos y también amantes-. Está el riesgo de no saber donde aterrizar, dependiendo del viento, eso tan cambiante, como en el aladeltismo; la terrible incertidumbre de si nos responderá el paracaídas en la caída libre; y como en el automovilismo, uno puede darse la gran tunda.
Demasiado se habló sobre el amor. Pero mucho más fue actuado. La prueba son los 6.500 millones de personas que habitamos la Tierra, sin contar las que existieron y las que vendrán. Y todas son el resultado de un momento de amor. Incluidos el amor al amor, el amor a la lujuria, el amor al dinero o el amor a si mismo. Muchísimos deberían pensar mucho antes de “hacer el amor”. En esta categoría entran quienes no aman a los sistemas anticonceptivos, pero aman jugar a la ruleta rusa del amor. Esos dicen: -Total por una vez que lo hagamos, no vamos a tener tanta mala suerte de un embarazo -.
El tema del amor da para mucho. Cada época le cambia el nombre… “acostarse” es de siempre, antes “hacer la porquería; “follar”. En Argentina tienen un nombre sinónimo de “agarrar”, el cual es conocido por todos y en España no es mala palabra, que es cojer. Todos saben ponerle nombres. Pero pocos saben hacerlo bien. De lo contrario no habría el porcentaje de 50% de divorcios que existe en el mundo occidental.
Para finalizar, si quiere amar a alguien, diga como dicen los franceses cuando quieren hacerlo.”Ui...” quiere decir “si”... pero cuidado... luego aténgase a las consecuencias.... Peleas, crímenes pasionales, suicidios... y lo peor... casamientos, con su consecuente divorcio, que dura toda la vida, al contrario del casamiento... ¿O no...?

3 Comments:

Blogger Mabel G. said...

Primero y principal: dales un beso a esas dos muñecas, de mi parte !
Segundo y principal (por qué no?)
me gustó mucho esa parte que dice:
"La prueba son los 6.500 millones de personas que habitamos la Tierra, sin contar las que existieron y las que vendrán. Y todas son el resultado de un momento de amor. Incluidos el amor al amor, el amor a la lujuria, el amor al dinero o el amor a si mismo."
(todas resultado de un momento de amor)
Es una hermosa manera de hablar de la densidad demográfica que les agobia a los países del "primer mundo" y nos quieren hacer desaparecer con gripes, guerras, hambrunas, sustos, marcianos y todo los que se les ocurre a esos canallas malthusianos...!!
y
Tercero y principal (hoy estoy pesadísma) a mi no me pasó nada de eso, por suerte, me casé en 4 semanas desde que nos vimos por primera vez en una parada de omnibus en Liniers.... ta tan ta taaan...
Bueno, me voy a dormir, porque hoy no me aguanta "ni yo" jajaja.
Un abrazo amigo y te felicito por todo lo que has escrito.
No te olvides de darles el besito mío a tus nietitas.
Nos vemos en el "loquero " (YR)

6:33 p. m.  
Blogger CILENCIO NO SE CALLA said...

Mabel, si YR es un loquero, pero más que nada, bueno, mejor no lo digo. un beso en Cilencio.

6:37 p. m.  
Blogger Juan said...

El problema fue que en vez de piedras grandes duras, inviolables, al barba se le ocurrió ponerle un par de hojitas diminutas y vulnerables a Adan y Eva... Gracias por la sonrisa

11:44 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

Juiceman II